CHEMA y YAKO 

 Dos gatitos rescatados y acogidos por María en su gatera, esperando adopción fueron creciendo y ahora son dos gatos preciosos, adultos, muy queridos por ella...y que no consiguen familia. Los dos cayeron enfermos, con diferentes síntomas, y estuvieron muy graves. María nos pidió ayuda desesperada. Ambos necesitaron cuidados veterinarios y hospitalización prolongada, por lo que nos dejaron una cuenta abultada en el veterinario. Con las donaciones y el trabajo en Mesas Solidarias pudimos cancelar la deuda y ahora están sanos y tranquilos con el resto de sus compañeros.