SOL

Nos llegó una petición urgente de ayuda de la asoc. Pupekas. 

En un pueblo de Almería llevaban una semana viendo un galguito abandonado, viviendo al borde de una carretera y  corriendo gran peligro de atropello. 

Se acercaba a la gente pero no se dejaba tocar, y huía si le intentaban coger.

Piden ayuda para cogerle, casa de acogida y Protectora que ayude con los gastos veterinarios de preparación para adopción.

Nos envían fotos y conseguimos compromiso de adopción de unos amigos que pensaban adoptar un galgo, pero al estar en esos días de viaje, necesitaríamos acogida para Sol durante un mes.

Gracias al trabajo y dedicación de un grupo de voluntarios, ayudando a  Pupekas, después de varios intentos de captura, Sol viajaba con ellos hacia su casa de acogida en Madrid.

LADDRA contacta entonces con su familia de acogida para ir realizando los protocolos veterinarios y poner al día su cartilla veterinaria, incluida castración,  y así dejarle listo para adoptar, abonando todos los gastos.

Después de unas tres semanas, su padre de acogida nos comunica que desea de corazón adoptar a Sol, así que se lo comunicamos a nuestros amigos, que  se alegran de que  haya encontrado tan pronto una familia.

Gestionamos su contrato de adopción.

 Sol, ahora Seal, se ha compenetrado completamente con su cuidador humano.

Además, su otro perrito, también adoptado, está feliz con su nuevo hermano mayor.

ADOPTADO